martes, 31 de mayo de 2011

Lo primordial

Pasando por esta web de reflexiones y devocionales que tanto me gusta, escogí este tema para compartirlo con ustedes.
Cada día me convenzo más la gran necesidad que hay en mi vida de buscar de Dios, no concibo la idea de estar lejos de Él, no concibo la idea de hacer otra cosa que no sea para El.

Mi vida está llena de experiencias de toda clase, desde momentos en los que he sentido que no puedo más, hasta momentos en donde me he sentido indigno de las bendiciones que Dios tiene a bien derramar sobre mi vida.

No soy un súper cristiano y aunque quisiera serlo me es difícil, soy una persona común, con luchas y tribulaciones, con victorias y derrotas en la lista, pero sobre todo con un deseo enorme de cada día tratar (aunque me cueste) de agradar a Dios.

Pero hoy antes de escribir estas líneas reflexionaba sobre lo más importante que hay en la vida de todo aquel que anhela seguir a Cristo, si, de los que nos hacemos llamar cristianos porque tomamos como modelo a Cristo, porque le hemos entregado nuestra vida y lo hemos aceptado como Señor y Salvador.

Hay algo importante para nosotros, que no debemos dejar pasar y es el hecho de que nuestra relación con Dios se basa en la COMUNICACIÓN.

Tú puedes ser un hombre o una mujer con talentos súper especiales, con dones increíbles y con cualidades fenomenales, pero todo eso no tiene sentido si tu vida no tiene la primordial: LACOMUNION CON DIOS.

Y cuando hablo de comunión me refiero al tiempo que le dedicamos al Señor, ese tiempo en donde solo estas tu y El, hablando como cuando hablas con tu mejor amigo, esos momentos únicos que no cambiaríamos por nada y en donde realmente se encuentran nuestras victorias.

La clave de todo es: La Comunión que tengamos con Dios.

No hablo de pasar horas y horas repitiendo las mismas palabras que a lo mejor y ni entiendes lo que dices, hablo de esa comunión genuina con Dios, que sin la necesidad de pasar horas y horas “hablando con El” realmente existe.

Y es que a veces no necesitas estar horas y horas en el mismo lugar “hablando con Dios”; pueda que vayas hacia tu oficina o hacia tu trabajo y en el camino puedes ir conversando con El. Pueda que estés en un lugar esperando algo, mientras tu mente y todo tu ser están conectados con el Señor.

La comunión con Dios no se limita a un tiempo especifico de oración, la comunión con Dios se da durante todo el día, tu puedes estar en algún lugar y puedes estar pensando en El, tu puedes cambiar de lugar y puedes seguir pensando en El, hablando con El, experimentando esos momentos maravillosos de su presencia.

No limitemos nuestra comunión con Dios, no creamos que hablar con El solo es un corto tiempo antes de dormirnos, o al despertar, ¡No!, más allá de todo eso nuestra vida debería estar sintonizada a su canal, todo el día deberíamos pensar en El, en lo que realmente quiere para nosotros, en lo que realmente le agrada que hagamos.

Si cada uno de nosotros tuviéramos esta clase de comunicación con Dios, pensaríamos dos veces antes de hablar cosas que no deberíamos de hablar, pensaríamos antes de hacer algo que no deberíamos hacer, evitaríamos muchos tropiezos y errores que cometemos por dejar de un lado a Dios.

Nuestra comunicación con Dios no tiene que estar limitada por un espacio o por un tiempo determinado, nuestra comunicación con Dios debe ser diaria, en todo momento y en cualquier lugar.

Y mientras escribo esto, Dios trae a mi mente un pasaje de la Biblia que nos motiva a lo mismo, es el siguiente:

“No se preocupen por nada; en cambio, oren por todo. Díganle a Dios lo que necesitan y denle gracias por todo lo que él ha hecho. Así experimentarán la paz de Dios, que supera todo lo que podemos entender. La paz de Dios cuidará su corazón y su mente mientras vivan en Cristo Jesús. Y ahora, amados hermanos, una cosa más para terminar. Concéntrense en todo lo que es verdadero, todo lo honorable, todo lo justo, todo lo puro, todo lo bello y todo lo admirable. Piensen en cosas excelentes y dignas de alabanza”.

Filipenses 4:6-8 (Nueva Traducción Viviente)

Personalmente creo que muchos de nosotros a veces permitidos que todo lo que nos rodea nos afecte, porque no estamos teniendo la comunicación que deberíamos con Dios, no estamos buscándolo como deberíamos y entre más nos alejamos de Él, somos más sensibles a las situaciones negativas que se nos presentan.

La clave de una vida cristiana llena de paz es la comunión que tengamos con el Señor, esa comunión que está disponible para cada uno de nosotros, pero somos nosotros si aceptamos tenerla o simplemente la descuidamos.

Y cuando hablo de paz no hablo del hecho que todo será color de rosas, sino que en medio de cualquier tribulación o circunstancia difícil, podremos descansar en el hecho de que Dios tiene el control y El actuara a nuestro favor, si así es su voluntad.

Hoy término motivándote a que cada día no te olvides de LO PRIMORDIAL, lo más importante para tu vida espiritual es LA COMUNICACIÓN que tienes que tener con El.

¿La tuviste?, ¿La estas teniendo?, ¿La descuidaste?, no importa como este tu comunicación con Dios en este momento, lo importante es que HOY PUEDES COMENZAR DE NUEVO.

¡No te olvides de lo primordial!

Autor: Enrique Monterroza

Escrito para www.enriquemonterroza.com - www.devocionaldiario.com -www.destellodesugloria.org

lunes, 30 de mayo de 2011

Quiero ser lleno del Espíritu Santo

Cuando caminamos con Dios, nuestro mayor anhelo es ser llenos del Espíritu Santo... Y no nos conformamos solo con el mover y las manifestaciones cuando estamos en un grupo; sino que deseamos estar llenos de Él y sentir su presencia a diario.

Resulta que si queremos ser llenos del Espíritu Santo, debemos pedirlo a nuestro Padre.
"Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre celestial dará el Espíritu Santo a los que se lo pidan?"Lucas 11:13

Ahora... No sólo basta con pedir, recordemos que su Santo Espíritu no habitará en donde allá inmundicia o multitud de pecados...
Recordemos que nuestros cuerpos son templos del Espíritu Santo, y si ese templo está limpio de seguro el Espíritu Santo habitará de inmediato en el... Pero... Estamos limpios?
"¿O ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros?" 1 Corintios 6:19

A diario nuestros oídos se pueden contaminar con basura en la radio, nuestros ojos con basura en la televisión o el internet...Pero está en nuestras manos el decidir si nos dejamos contaminar por estas cosas. 
"Por tanto, si tu ojo derecho te es ocasión de caer, sácalo, y échalo de ti; pues mejor te es que se pierda uno de tus miembros, y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno." Mateo 5:29 

Si sabes que ver pornografia o programas con contenido sexual te contamina, para que la ves? 

Si sabes que escuchar cierto tipo de musica te contamina, para que la oyes?

Si sabes que hablar o chatear con ciertas personas te contamina, para que lo haces?

Si sabes que pasas mas tiempo en el pc que leyendo la biblia, orando o edificando tu ministerio, porque no disminuyes?

Si nuestro templo (cuerpo) está contaminado, como pretendes tener la llenura del Espíritu Santo?

Ahora, puedes ver la manifestación del Espíritu Santo y puedes de hecho sentirlo...Pero eso no significa que estés lleno de Él "Mientras aún hablaba Pedro estas palabras, el Espíritu Santo cayó sobre todos los que oían el discurso. Y los fieles de la circuncisión que habían venido con Pedro se quedaron atónitos de que también sobre los gentiles se derramase el don del Espíritu Santo." Hechos 10: 44-45 Los gentiles también sintieron el Espíritu Santo... Pero tendrían una llenura constante, por el resto de sus vidas?

Puede que estés trabajando en la obra y veas milagros, y en el nombre de Jesús expulses demonios y prediques...Pero estás lleno del Espíritu Santo? Si no conoces al Espíritu Santo dudo que veas la eternidad...
"No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos. Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros?
Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad." Mateo 7: 21-23

Te pregunto... Si el presidente de la república, o una persona importante te dijera que mañana llegará a tu casa, ¿No arreglarías todo, no limpiarías cada rincón y esquina? ¿Acaso no comprarías la mejor vajilla y las mejores carnes? 

Y porque si quieres ser lleno del Espíritu Santo tu templo está tan sucio?

Porque te da pereza orar y leer la biblia?

Porque no le dedicas tiempo a Dios?

Porque no intentas conocer al Espíritu Santo?

Porque andas en pecado, si sabes que sin santidad nadie verá a Dios?

¿Está conectado tu corazón a tus labios?
¿En realidad quieres ser lleno del Espíritu Santo?

Sabemos que el que pide recibe, el que busca halla y al que llama se le abre... Si lo pides, lo recibes; pero debes buscar...
Hermanos... Los tiempos son malos, y debemos buscar a Dios, debemos anhelar la llenura del Espíritu Santo y si tú como cristiano, como seguidor de Jesús no sientes el deseo o el anhelo de ser lleno... Estás grave.

Pídele a Dios que examine tu vida, tu corazón y establece prioridades. Que el mundo y todo lo que en el habita pasa..Pero DIOS permanece para siempre.

domingo, 29 de mayo de 2011

Quiero ser diferente

 Desde que tengo uso de razón, siempre desee ser diferente; me vestí siempre al contrario de como se vestía la gente de mi entorno, me pinté el cabello de varios colores, me hice aretes por todo el cuerpo, me maquille de muchas formas...Pero siempre sentía que no era lo suficiente diferente.

Y descubrí que no tengo que ir muy lejos para ser diferente; en Cristo soy diferente.

Porque el mundo mata, roba, miente, se pervierte en los deleites de la carne y se esfuerza por desviar su camino cada vez mas.
En Cristo yo busco la verdad, y procuro caminar en las sendas de justicia para ganar vida eterna.

"Porque los que son de la carne piensan en las cosas de la carne; pero los que son del Espíritu, en las cosas del Espíritu. Porque el ocuparse de la carne es muerte, pero el ocuparse del Espíritu es vida y paz." Romanos 8:5-6

Caminar con Cristo me ha enseñado que soy diferente sólo por el hecho de buscarle enteramente con toda mi alma, mi mente y mi corazón.

¿Quieres ser diferente?

Busca de Dios.

sábado, 28 de mayo de 2011

La necesidad de orar

¿Cuánto tiempo estas dedicando a la Oración?

Mateo 26: 41

“Velad y orad, para que no entréis en tentación; el espíritu a la verdad está dispuesto, pero la carne es débil”.

Hay por lo menos tres cosas vitales para la vida del cristiano que son: Leer la Palabra de Dios, Congregarse y Orar. Todo aquel que quiera mantener una vida en comunión real con Dios debe preocuparse por cumplir estas tres cosas ya que de ellas dependerá su bienestar espiritual. En esta ocasión me quiero referir a la oración.

¿QUÉ ES ORAR?

Orar es hablar con Dios de una manera entendible, sin necesidad de usar palabras rebuscadas de un diccionario, simplemente es entablar una conversación entre Dios y tu. Esa oración no necesariamente tiene que ser repetitiva, sino que lo importante será, la sinceridad de palabras y la disposición de tu corazón.

¿CÓMO ESTA TU VIDA DE ORACIÓN?

Muchos se excusan en decir que no oran porque Dios ya sabe cuales son sus necesidades, si bien es cierto Dios es Omnisciente es decir que lo sabe TODO, eso no quiere decir que no tengas que orar, porque si fuera así, ¿Por qué entonces oraba Jesús?

Jesús es un ejemplo vivo de una vida de oración en varios pasajes de los evangelios podemos notar como siempre apartaba un tiempo para orar, es mas motivaba a sus discípulos a que oraran para que no cayeran en tentación, una muestra mas por lo que debemos de orar.

Ahora bien, ¿Cómo esta tu vida de oración?, si pudiéramos poner nota a tu vida de oración ¿Cuanto le pondrías?, ¿10?, ¿9?, ¿8?, ó siendo realmente sincero andas por el ¿5?, ¿4?, ¿3?, ó para ser mas realistas quizá andas rozando el ¿0?

No se trata de señalarte o avergonzarte por la vida de oración que llevas, sino mas bien de hacerte recapacitar sobre la importancia que esto tiene en la vida espiritual.

Amado hermano, no puedes llamarte cristiano cuando realmente no estas buscando parecerte a Jesús y eso implica parecerse a El en la vida de oración que mantenía, la voluntad de nuestro Padre es que lo busquemos, pues hay promesas maravillosas para aquellos que lo buscan.

Quizá últimamente te has sentido débil ante la tentación, quizá te has sentido sin fuerzas o muy cargado por las cosas de la vida, yo te pregunto: ¿Cómo esta tu vida de oración?, lastimosamente la mayoría de nosotros cuando nos sentimos débiles, cansados o turbados, dejamos de orar, dejamos de tener la comunión necesaria con nuestro Padre para podernos fortalecer, error que el enemigo aprovecha para querer sacar ventaja y terminarnos de hundir.
Es momento de comenzar a cultivar una vida diaria de oración, pues Jesús fue enfático en recomendar a sus discípulos a que oraran. La oración es fuente de victoria, porque a través de ella podemos fortalecer nuestra relación personal con nuestro Señor y con ello hacernos más fuertes para poder resistir las asechanzas del enemigo.

Te invito a que comiences a forjar en tu vida un hábito diario de oración, si te es muy difícil comienza con dos minutos, el siguiente día auméntale un minuto y así sucesivamente ve aumentando tu vida de oración hasta que sientas tan normal el tiempo que permaneces en contacto con el Señor vía oración, créeme que Dios estará muy feliz de hablar contigo.

La Oración es vital en la vida cristiana, es parte del oxigeno que necesitamos para subsistir en esta lucha diaria.

Autor: Enrique Monterroza

Tomado de: http://reflexionesydevocionales.blogspot.com/2009/07/la-necesidad-de-orar.html

jueves, 26 de mayo de 2011

Dios está contigo y su bendición al alcance de tu mano

El mandato y la prueba de Dios cerca de ti:


"Cuando obedecieres a la voz de Jehová tu Dios, para guardar sus mandamientos y sus estatutos escritos en este libro de la ley; cuando te convirtieres a Jehová tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma.
Porque este mandamiento que yo te ordeno hoy no es demasiado difícil para ti, ni está lejos.
No está en el cielo, para que digas: ¿Quién subirá por nosotros al cielo, y nos lo traerá y nos lo hará oír para que lo cumplamos?
Ni está al otro lado del mar, para que digas: ¿Quién pasará por nosotros el mar, para que nos lo traiga y nos lo haga oír, a fin de que lo cumplamos?
Porque muy cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón, para que la cumplas" Deuteronomio 30: 10-14

La bendición: 

"Y te hará Jehová tu Dios abundar en toda obra de tus manos, en el fruto de tu vientre, en el fruto de tu bestia, y en el fruto de tu tierra, para bien; porque Jehová volverá a gozarse sobre ti para bien, de la manera que se gozó sobre tus padres" "porque yo te mando hoy que ames a Jehová tu Dios, que andes en sus caminos, y guardes sus mandamientos, sus estatutos y sus decretos, para que vivas y seas multiplicado, y Jehová tu Dios te bendiga en la tierra a la cual entras para tomar posesión de ella." Deuteronomio 30: 9, 16


La maldición:

"Mas si tu corazón se apartare y no oyeres, y te dejares extraviar, y te inclinares a dioses ajenos y les sirvieres, yo os protesto hoy que de cierto pereceréis; no prolongaréis vuestros días sobre la tierra adonde vais, pasando el Jordán, para entrar en posesión de ella." Deuteronomio 30: 17-18

Todo al alcance de nuestras manos:

"A los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros, que os he puesto delante la vida y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida, para que vivas tú y tu descendencia" Deuteronomio 30:19

Ser bendecidos es nuestra elección, que escoges?


miércoles, 25 de mayo de 2011

Eres fiel?


“El que es fiel en lo poco, también es fiel en lo mucho” Lc 16,10

En Lucas 16, el Señor nos invita a reflexionar sobre aquello que nos ha confiado. El nos dice:

“El que es fiel en lo poco, también es fiel en lo mucho”

¿Ya descubriste lo que él te ha confiado? ¿Has sido fiel a ese regalo que él te dio?

Parábola del mayordomo infiel

Dijo también a sus discípulos: Había un hombre rico que tenía un mayordomo, y éste fue acusado ante él como disipador de sus bienes. Entonces le llamó, y le dijo: ¿Qué es esto que oigo acerca de ti? Da cuenta de tu mayordomía, porque ya no podrás más ser mayordomo.
Entonces el mayordomo dijo para sí: ¿Qué haré? Porque mi amo me quita la mayordomía. Cavar, no puedo; mendigar, me da verguenza.
 Ya sé lo que haré para que cuando se me quite de la mayordomía, me reciban en sus casas.
Y llamando a cada uno de los deudores de su amo, dijo al primero: ¿Cuánto debes a mi amo?
Él dijo: Cien barriles de aceite. Y le dijo: Toma tu cuenta, siéntate pronto, y escribe cincuenta.
Después dijo a otro: Y tú, ¿cuánto debes? Y él dijo: Cien medidas de trigo. Él le dijo: Toma tu cuenta, y escribe ochenta.
Y alabó el amo al mayordomo malo por haber hecho sagazmente; porque los hijos de este siglo son más sagaces en el trato con sus semejantes que los hijos de luz.
Y yo os digo: Ganad amigos por medio de las riquezas injustas, para que cuando éstas falten, os reciban en las moradas eternas.
El que es fiel en lo muy poco, también en lo más es fiel; y el que en lo muy poco es injusto, también en lo más es injusto.
Pues si en las riquezas injustas no fuisteis fieles, ¿quién os confiará lo verdadero?
 Y si en lo ajeno no fuisteis fieles, ¿quién os dará lo que es vuestro?
Ningún siervo puede servir a dos señores; porque o aborrecerá al uno y amará al otro, o estimará al uno y menospreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas.
Y oían también todas estas cosas los fariseos, que eran avaros, y se burlaban de él.
Entonces les dijo: Vosotros sois los que os justificáis a vosotros mismos delante de los hombres; mas Dios conoce vuestros corazones; porque lo que los hombres tienen por sublime, delante de Dios es abominación.

Dios les bendiga

martes, 24 de mayo de 2011

Gracia, favor inmerecido

Un hombre muere y es trasladado al cielo. Por supuesto que encuentra a San Pedro esperándole a la entrada y dice al hombre, "Así es como funciona. Tu necesitas 100 puntos para poder entrar en el cielo. Tu me vas a decir todas las buenas obras que hiciste, y yo te asignaré una cierta cantidad de puntos por cada cosa, dependiendo de qué tan buena fue. Cuando acumules 100 puntos, entonces podrás entrar."

"OK", dice el hombre. "Pues estuve casado con la misma mujer por unos 50 años y nunca la engañé…ni en mi corazón."

"Magnífico", dice San Pedro. "Eso si que vale tres puntos".

"¿Tres puntos?", pregunta el hombre. "Pues, también asistí a la iglesia toda mi vida y la sostuve con mis diezmos, ofrendas y servicio."

"Maravilloso", dice San Pedro. "Eso por cierto que tiene un valor de un punto."

"¡Un punto!", exclama el hombre. "Pues, ¿Qué te parece esto? Estuve trabajando entre los pobres de mi 
ciudad, dándoles de comer y ropa también."

"Fantástico", dice San Pedro. "Otros dos puntos a favor de tu cuenta."

"¡Dos puntos!", grita el hombre. Si sigo así será solamente por la gracia de Dios que podré yo entrar al cielo."

"¡BIENVENIDO!", dijo San Pedro.

Cuando una persona trabaja ocho horas al día y recibe un pago justo por su tiempo, eso se llama salario.
Cuando una persona compite con otra y recibe un trofeo por su desempeño, eso es un premio.
Cuando una persona recibe un reconocimiento apropiado por sus muchos años de servicio y sus altos logros, eso es un reconocimiento.

Pero cuando una persona no es capaz de ganarse un salario, ni de ganar un premio, y ni merece reconocimiento vemos un cuadro del favor no merecido de Dios.

Esto es lo que estamos tratando de decir cuando hablamos de la gracia de Dios.

Publicado por Carlos Alberto Yelamo



lunes, 23 de mayo de 2011

Un buen soldado


 "Ninguno que milita se enreda en los negocios de la vida, a fin de agradar a aquél que lo tomó por soldado"
2 Timoteo 2:4

Si deseamos ser soldados de Jesús, debemos apartar nuestro corazón del mundo; no tenemos parte con el mundo, nuestra porción está en el paraíso. Si sufres, eres vituperado, te juzgan o no le agradas a los demás por predicar el evangelio, no te entristezcas, pues procura agradar a Dios y no a los hombres.
Extranjeros somos en esta tierra, es nuestro hogar de paso, porque nuestro verdadero hogar está al lado de Dios.

Revisa pues tu vida, pídele a Dios que te examine y mira a ver si en realidad estás siendo un buen soldado, si en realidad estas batallando o estas pereciendo en la trinchera.

Nuestro propósito como soldados además de lograr nuestra salvación es lograr la salvación de los que nos rodean; no podemos ser egoístas con la salvación que por gracia hemos recibido. Como soldados debemos luchar por nuestras familias, nuestros amigos, enemigos y todos los que estén al alcance de nosotros "Por tanto, todo lo soporto por amor de los escogidos, para que ellos también obtengan la salvación que es en Cristo Jesús con gloria eterna"2 Timoteo 2:10 

Amado lector... Mi deseo es tu edificación como iglesia y cuerpo de Cristo. ¿Estás siendo un buen soldado?
Si te desanimas, Dios te dará ánimos. Si sufres, Dios te dará consuelo. Si desfalleces, Dios te dará fuerzas.

    "Palabra fiel es esta: 
    Si somos muertos con él, también viviremos con él;

    Si sufrimos, también reinaremos con él; 
    Si le negáremos, él también nos negará.

    Si fuéremos infieles, él permanece fiel; 
    El no puede negarse a sí mismo." 2 Timoteo 2:11-13

Dios les bendiga!


sábado, 21 de mayo de 2011

Tienes tiempo para Dios?








Mientras vivimos, tenemos un montón de excusas para no dedicarle tiempo a Dios...Que la felicidad, que la tristeza, que la reunión con los amigos, que el trabajo, que los hijos...Y nos olvidamos de aquel que nos salvo y que por su gracia vivimos...

Cuando nos arrepentimos y le buscamos, los primeros días o semanas estamos caminando sobre huevos; amamos a Dios, le adoramos, le hablamos a todo el mundo de él, no pensamos en otra cosa...Deseamos que llegue rápido el culto; pero cuando pasan las semanas, ya se nos olvida orar...ya no leemos casi y despues nos acostumbramos a ir los domingos y a leer en la noche y a orar antes de dormir...

Saben, debemos mantenernos en el amor de Dios y cercanos a su presencia, no debemos permitir que nuestro amor se enfríe "Pero tengo contra ti, que has dejado tu primer amor. Recuerda, por tanto, de dónde has caído, y arrepiéntete, y haz las primeras obras; pues si no, vendré pronto a ti, y quitaré tu candelero de su lugar, si no te hubieres arrepentido." Apocalipsis 2:4-5

"Todo tiene su tiempo, y todo lo que se quiere debajo del cielo tiene su hora." Eclesiastes 3:1

Pero, no deberíamos buscarle mientras pueda ser hallado?

Ciertamente como humanos tenemos obligaciones, pero este mundo pasa y las cosas que están dentro de el tambien. Para que afanarnos ? Debemos poner nuestra mirada en las cosas de arriba y sabemos que Dios no nos abandonará. "Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas." Mateo 6:33
Debemos preocuparnos por nuestra situación con Dios y luego con la situación con el mundo. Porque al morir (si vemos muerte) tendremos que ir a rendir cuentas...Y creo que una persona que no conozca a Dios no podrá identificarle allá en el cielo...Pues estarás parado delante de un desconocido; si te dedicas a conocerle ahora, le reconocerás en su gloria.

Por lo tanto te digo hoy, sacale tiempo a Dios. Porque Él te está preparando una morada para que pases con Él toda una eternidad...

Dios te bendiga!

viernes, 20 de mayo de 2011

Adicto?


Muchas personas creen que ser adicto es sólo ser fumador, alcohólico, drogadicto...
Pero ser adicto es una dependencia hacia una sustancia, actividad o relación.

Síntomas de adicción:



·  Estado de obsesión en el que el afectado sólo puede pensar en la causa de su adicción.

·  El afectado presenta conductas negativas las cuales van a afectar en su estilo de vida. Al principio le proporcionan bienestar y felicidad pero al final le acarrean dolores, malestares y desolación por ejemplo.

·  Conducta de búsqueda mediante la que el enfermo se acerca subconscientemente a la sustancia o la conducta adictiva y a las personas y lugares relacionadas con la adicción.

·  Estado de negación por el que la persona adicta, con el paso del tiempo, no reconoce su problema ni sus consecuencias negativas.

Podemos ser adictos a los juegos, a la computadora, al celular, televisor, cama, trabajo, amigos, pareja...etc...

Y está mal.

Ser adictos a cualquier cosa que no sea Dios, es ser idolatras, pues le dedicamos mayor tiempo a eso que a Dios. "No tendrás dioses ajenos delante de mí" Éxodo 20:3

"Y amarás a Jehová tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas" Deuteronomio 6:5

Como sobreponerse a la adicción

Ahora, nosotros solitos no podemos sobreponernos a una adicción, debemos buscar la ayuda de Dios. "Aunque afligido yo y necesitado, Jehová pensará en mí. Mi ayuda y mi libertador eres tú; Dios mío, no te tardes." Salmos 40:17

Dios es fiel, justo, amoroso... Él sabe nuestras necesidades y si le pedimos que nos llene de su amor Él lo hace.

Mira, cualquier adicción siempre dejará un vacío, pues el vacío que naturalmente hay en nuestras vidas sólo puede ser llenado por Dios; 

"Me rodearon ligaduras de muerte, Me encontraron las angustias del Seol; 

Angustia y dolor había yo hallado. Entonces invoqué el nombre de Jehová, diciendo: Oh Jehová, libra ahora mi alma." Salmos 116: 3-4

Sabes, no hay cosa mas deliciosa que habitar en la presencia de Dios; Cuando le buscas y le dedicas tiempo...no hay adicción que valga, porque el mundo se vuelve de maravilla y termina siendo sólo tú y Él.

"Para que habite Cristo por la fe en vuestros corazones, a fin de que, arraigados y cimentados en amor, seáis plenamente capaces de comprender con todos los santos cuál sea la anchura, la longitud, la profundidad y la altura, y de conocer el amor de Cristo, que excede a todo conocimiento, para que seáis llenos de toda la plenitud de Dios." Efesios 3: 17-19


No pienses que tienes una adicción de la cual no puedes salir, Dios es todo poderoso, ¿Crees que existe algo imposible para Él?


Dios te bendiga.


jueves, 19 de mayo de 2011

Dios no tiene favoritos

Me he pasado por un sitio que es de mucha bendición para mi, y he decidido comer y compartir :)


Dios no tiene favoritos
“Entonces Pedro respondió: —Veo con claridad que Dios no muestra favoritismo. En cada nación, él acepta a los que lo temen y hacen lo correcto”.

Hechos 10:34-35 (Nueva Traducción Viviente)

Esta frase la utilice en el escrito del día de ayer, recibí varios comentarios y cartas de personas que le gusto esta frase: “Dios no tiene favoritos”. Y es que muchas veces nos autoexcluimos de los propósitos de Dios, creemos que por ser tan imperfectos Dios no se fijara en nosotros para llevar a cabo tareas especiales.

A veces al ver a personas que son muy usadas por Dios, con ministerios hermosos y prósperos en todo sentido, creemos que eso solo es para gente especial, para los “hijos favoritos de Dios”, nos hacemos la idea de que nosotros no podemos llegar hasta ese nivel y nos auto menospreciamos al compararnos con esas personas que “tan santas” se ven.

Para aquellos que no fuimos o no somos el hijo preferido de nuestros padres, sabemos lo que se siente. Es una sensación rara ver como tus padres quieren más a tu hermano o a tu hermana que a ti. Obviamente los padres siempre dicen que quieren a todos por igual, pero la realidad es que “casi siempre” hay un hijo favorito en la familia.

Yo siento que no fui ese hijo favorito y me di cuenta después de mucho tiempo, de hecho no voy a negar que en algunas ocasiones de pequeño me sentía mal de ver las diferencias entre ellos y yo. Pero qué lindo es darme cuenta que Dios no tiene favoritos.

Nosotros los padres cometemos el enorme error de marcar diferencias en el trato a nuestros hijos, a unos los tratamos mejor que a otros, y aunque duela aceptarlo siempre hay un hijo favorito. Dios no comete ese error, Dios es un Padre Imparcial, nos trata a todos por igual porque todos valemosLA SANGRE DE CRISTO.

El Apóstol Pedro lo comprendió: “Entonces Pedro comenzó a decirles: --Ahora comprendo que para Dios todos somos iguales. Dios ama a todos los que le obedecen, y también a los que tratan bien a los demás y se dedican a hacer lo bueno, sin importar de qué país sean” Hechos 10:34-35 (Traducción en lenguaje actual).

Que feo es compararse, y digo feo porque la mayoría de veces que tratamos de compararnos con alguien a quien admiramos, terminamos dándonos cuenta que no somos como ellos y todo eso nos lleva muchas veces a frustrarnos y a creer que Dios no puede hacer muchas cosas con nuestra vida.

Nunca nos comparemos con nadie, nosotros somos originales, tenemos cualidades diferentes o quizá parecidas a otros, pero aun así seguimos siendo únicos. Yo soy Enrique Monterroza y me gusta ser yo, con mis defectos, con mis pocas virtudes, aun con todo eso me gusta ser yo mismo, porque puedo ver a Dios obrando en mi vida tal y como soy.

Tú eres como eres, tú no vas a ser igual a esa cantante “famosa” o a ese predicador “famoso” o a esa persona “famosa” que admiras, tú eres tú y Dios te ama tal y como eres, tu originalidad la usara Dios con un propósito específico.

Es hermoso darnos cuenta que Dios no tiene hijos favoritos, El no hace a un lado a unos y a otros los levanta, de hecho podemos ver a través de la Biblia que la mayoría de hombres usados por Dios no eran perfectos, pero Dios los utilizo de una manera especial, hombres con carácter fuerte (Pedro), con muchas dudas (Tomás), con un pasado difícil (Magdalena), hombres que reconocían sus debilidades (Pablo), hombres que pensaban que no eran dignos de ser usados por Dios (Isaías, Jeremías), hombres que se negaban a su llamado (Jonás), hombres con mucho orgullo, pero que después de ser trabajados por Dios llegaron a ser los más mansos sobre la faz de la tierra (Moisés) y así una larga lista de personas con luchas, debilidades y situaciones difícil como las nuestras.

Todo esto no me puede llevar más que a pensar que DIOS NO TIENE FAVORITOS, que El puede usar tu vida si tan solo te sometes a su voluntad y le dices: “Dios mío, haz lo que quieras conmigo”.

Jamás te sientas menos que otros, porque para Dios no hay favoritos, todos somos sus hijos, su especial tesoro a tal punto que nos amo tanto que envió a su único Hijo a morir por nuestros pecados.

Cada uno de nosotros tenemos las mismas probabilidades de ser usados por Dios en gran manera, pero para ello tenemos que buscarlo cada día, tenemos que intentar agradarlo diariamente, someternos a su voluntad y veras como Dios aun con tus debilidades y defectos, puede usarte de forma especial para hacer historia.

No veas en ti los defectos que puedas tener, porque Dios no ve tu defectos como una barrera para usarte, al contrario Dios ve tus defectos como una manera de poder demostrarte que El puede transformar lo defectuoso en algo útil.

Y como Dios no tiene favoritos, entonces debes saber que:

¡Tu estas en la lista de Dios, El te usará!

Autor: Enrique Monterroza


Escrito para www.enriquemonterroza.com - www.devocionaldiario.com -www.destellodesugloria.org



http://reflexionesydevocionales.blogspot.com